Entradas

Calceta... calcetines

Imagen
Hoy vamos a hablar de calcetines, de las diferentes opciones que hay en su construción, y de dónde podemos reunirnos "virtualmente" a tejerlos.

¿Calcetamos? Si buscamos en el diccionario de la RAE, el significado de calcetar, nos dice: "Hacer calceta", y buscando calceta la define, en segundo lugar, como "tejido de punto"... ¿será que los primeros tejidos de punto fueron calcetines?
El primer calcetín tejido del que se tiene conocimiento (puede que los haya anteriores) data del antiguo Egipto.
Según Smithsonian, en su artículo, "1,700-Year-Old Sock Spins Yarn": Este calcetín a rayas, datado entre el 250 y el 800 aC, fue sacado de un vertedero durante la excavación de 1913-1914 en la ciudad egipcia de Antinoupolis; el calcetín terminó en las colecciones del Museo Británico de Londres [...] el análisis reveló que el calcetín contenía siete tonos de lana tejida en un patrón meticuloso y a rayas. Según Joanne Dyer, autora principal del estudio, se u…

Tejiendo un Gansey.

Imagen
El jersey que estoy tejiendo os he dicho que se llama "Modern Gansey", pero algunos os habéis preguntado ¿Qué es un gansey?
Un gansey (o guernsey) es un jersey de lana muy resistente, tejido a mano, que ha sido usado por pescadores en la costa de Gran Bretaña durante muchos años. Su origen se sitúa en la Isla de Channel del mismo nombre (Guernsey)


Image by Sean Sexton Collection

Una prenda resistente a la intemperie, generalmente azul marino. Los ganseys están tejidos sin costuras, todo en una sola pieza en cinco o más agujas pequeñas con lana muy fina y resistente de cuatro o cinco capas. Están tejidos muy apretados por que serán usados a la intemperie. Cuanto más apretado sea el tejido, más resistente al agua y al clima es.
El diseño se concentra alrededor de la parte superior del cuerpo para mayor calidez y grosor: los dibujos de anclas, diamantes, cables, diagonales, cuerdas y escaleras, simbolizan las cosas cotidianas en la vida de los pescadores.



Se tarda unas seis sema…

Remember me

Imagen
Nunca un chal de los que he hecho tuvo un nombre tan bien puesto... "Recuérdame"
Allá por el mes de Mayo comencé este chal a ganchillo de la diseñadora Lily Go.
Pero unos "proyectos para gente menuda" se interpusieron y quedó apenas empezado.
Hace unas semanas, una amiga mía sufrió una perdida familiar, y pensé que un buen abrazo dado con un chal, podía ayudarla a animarse un poco.
Así es que terminé mi chal con la intención de que ella cada vez que lo lleve puesto "Recuerde" que estoy a su lado, que si me necesita aquí estoy.










Y el chal fue recibido entre lágrimas y sonrisas... y con un fuerte, fuerte abrazo. Es muy satisfactorio que algo que creas con las manos haga un poquitín feliz a una persona.

Gathering Leaves

Imagen
Nunca he repetido un patrón de un chal. No porque un patrón que ya haya hecho no me haya gustado, si no porque hay tantos, pero tantos y tan bonitos... de ganchillo, de punto, de encaje, de vueltas cortas, de varios colores, con formas asimétricas, triangulares, en forma de media luna. Por eso lo mejor es tejer otro y otro.
Pero alguna vez tenía que ser la primera, y lo ha sido con este hermoso chal.
Tiene una explicación.
Comencé a tejer el Gathering Leaves en matizado malva (Drops Fabel, color Berry Dream). Pero, cuando me faltaban unas 10 vueltas se acabó el hilo. Y tuve que pedirlo a la tienda online. Pero en lo que llegaba o no, "el chal me estaba llamando". Tenía que seguir con él.
Así es que agarré otro hilo (Kingcraig Fabric), en color chocolate. Pero... se me terminó el hilo también. Por lo que no me quedó más remedio que tejer otro chal en lo que me llegaban los hilos.
Y después con pocos días de diferencia terminé ambos.
Primero el marrón chocolate...






Después el m…

Crescent Queen.

Imagen
Me gustó mucho tejer (tal vez debería decir "crochetear") el Chal Crescent Moon. Su forma era perfecta para llevar sobre los hombros y tardé muy poco en concluirlo.
Pero a mi no me gusta repetir patrón. Hay muchos y muy bonitos y poco tiempo para tejer. Busqué uno con una forma parecida. Y entre los encontrados elegí este...
Su nombre... Crescent Queen
Su diseñadora... Michele DuNaier
El patrón... Ravelry
Mi chal... Tiene su historia.

Primero lo empecé con Malabrigo Lace (un regalo de mi amiga Pilar)
Tejí la primera hilera de conchas... demasiado fino y oscuro. Me costaba mucho tejerlo.
Busqué en mi alijo lanero y cogí un ovillo Reggia para calcetines.
Cuando llegué a la cuarta hilera de conchas me di cuenta que no tendría bastante. Además la lana estaba descatalogada. No podía seguir.
Busqué otra lana. Una baby alpaca que habia comprado en IceYarn. Tenía varios ovillos.
Pero el chal comenzó a crecer, y crecer... y los ovillos a mermar, mermar. Y en la quinta hilera de conch…

Un regalo para Teresa

Imagen
Y os preguntareis, ¿quién es Teresa? Es la hija de unos amigos que nació el pasado septiembre. Nada más saber de su nacimiento empecé a tejerle su regalo. No sé porqué no me gusta tejer para ningún bebé que no haya nacido. Aunque haga alguna excepción, prefiero esperarme a que esté con nosotros. Tal vez es por el miedo ancestral que tenemos todas las madres a que algo le pase al futuro bebé. Y, en ese caso, cuantos más recuerdos tengamos de él, más doloroso. Aunque, sinceramente, no conozco ningún caso de esos. Todos los bebés para los que he tejido han nacido bien sanotes.
En fin, comencé una mantilla para Teresa, esperando en diez-quince días estuviera lista. Este fue el modelo elegido, de la revista " I Can't Believe I'm Lace Knitting" Agarré la lana de bebé Mimo que tenia en mi "stash" (a mi me gusta más decir alijo, porque suena como el tesoro de los piratas), y comencé.
La mantilla iba viento en popa... pero se acabó la lana. Mientras mi amiga Pilar …